Día 3: Nueva York (Contrastes, Chinatown y Little Italy)

Este día tocó madrugar, a las 8.00 h teníamos que estar en el hotel Milford Plaza, cerquita de Times Square, ya que de ahí salía nuestra excursión de contrastes. Tras mirar en varias agencias, decidimos hacerla con el famoso Gerardo. Sólo que ese día había mucha gente y nos dividieron en dos grupos. A nosotros nos tocó con su hijo, Fernando (La empresa se llama VeaNY y os dejo aquí su web, nos costó 65 $ por persona).

Creo que eramos 8 personas y la hicimos en la típica furgo americana. En principio termina sobre las 14 h, pero cuando llegamos a Little Italy, la parada final, eran más de las 15 h. Por momentos se hace un pelín larga, pero abundan más los momentos entretenidos y hasta divertidos. Se encargan muy bien de contarte un montón de cosas que de no estar con una persona que vive en la ciudad, no sabrías. 

Esta excursión de contrastes es mejor hacerla el día que llegas a la ciudad, o el día siguiente. Nosotros no pudimos hacerla porque ese día no tenían programada ninguna, pero está muy bien para hacerte una idea de la ciudad, porque te recomiendan locales y lugares que puedes visitar y sobre todo porque visitarás rincones que de ir tu solo igual no visitabas.

La primera parada fue en el estadio de los Yankees, en el Bronx y luego recorrimos parte del barrio, con otra parada en una de sus comisarías. Allí pudimos ver un coche con orificios de bala y parte de la comisaría (eso sí, desde la puerta). Entre otras cosas nos contaron que en algunos edificios apare un cartel que pone "operation clean halls". En estos edificios la policía puede hacer registros cuando ellos lo crean oportunos, porque ya hay antecedentes de tráfico de drogas y otro tipo de delitos.....Lo que vimos en el Bronx fueron muchos graffitis, algunos más espectaculares que otros, pero muchísimos al fin y al cabo.


Operation Clean Halls









La parada para el café/baños también se hace en el Bronx, hay varios locales, pero creo que nuestro grupo se decidió completamente por un Dunkin Donuts, en donde vimos a varios policías entrar y salir con su cafecito y su donuts.

Seguimos dirección Queens en donde vimos las casas de los más pudientes y continuamos hasta el recinto de Flushing Meadows-Corona Park en donde se juega el US Open de tenis y en donde se rodaron algunas escenas de Men in Black. Antes de irnos de Queens tuvimos una visita muy interesante en su Museo de Arte en donde nos explicaron como se construyeron algunos de los túneles de la ciudad (aparecen en Jungla de Cristal 3) y pudimos disfrutar de una gran maqueta de toda la ciudad.




El típico bus escolar. Deciros que si conducís por Estados Unidos y  veis un bus parado con la señal de STOP saliendo de su carrocería, tendréis que parar, tanto si vais detrás como si os viene de frente. 



La última visita era en Brooklyn, en donde aprendimos un poco más sobre los judíos ortodoxos. Choca bastante encontrar una colonia de este tipo en el medio de Nueva York y más cuando aparte de verlos con sus ropas, aprendes sobre su modo de vida.




Bus escolar judío

El gran cementerio de Queens

La visita terminó en Little Italy en donde comimos en un italiano y tras descansar un rato deambulamos por sus calles y por las de Chinatown. Las más importantes son Canal, Worth, Broadway, Bowery, Mott, Pell y Bayard en Chinatown y Broome, Canal, Lafayette, Bowery, Mulberry y Hester para Little Italy. Como veis, algunas calles se repiten porque a veces es casi imposible saber dónde empieza una zona y donde termina la otra. 





Desde allí seguimos nuestro paseo hacia el hotel, perdiéndonos por sus calles hasta llegar a uno de los edificios más bonitos de la Gran Manzana, el Flatiron. Se encuentra en el 175 de la 5ª Avenida, entre las calles 22 y 23. Fue construido en 1902 y se convirtió en el primer rascacielos de Nueva York, con sus 21 pisos. Su nombre oficial es edificio Fuller, pero todo el mundo lo conoce como Flatiron, por su forma triangular parecida a una plancha para la ropa.


Descansamos un ratito en el hotel tomándonos un café (a ciertas horas había una máquina en el hall en dónde te podías servir gratuitamente) y cogimos el metro para disfrutar de nuestro tercer atardecer neoyorquino, en el Top of the Rock, en el Rockefeller Center (27 $)


En esta ocasión no tuvimos suerte, ya que aunque compramos las entradas cuando aún era de día, no podríamos acceder hasta casi una hora después (te fijan la hora de subida en la entrada ). Un poco tristes por no poder haber visto como atardecía, tuvimos que "conformarnos" con las vistas nocturnas que nos ofrecía. Lo mejor, que desde allí puedes ver el Empire State en todo su esplendor. Y así terminó nuestro tercer día!

Por cierto, deciros que el metro de Nueva York es el que menos me ha gustado (después de estar en el de Madrid, Londres, París y Washington). Me parece muy claustrofóbico (hay varios niveles de andenes), antiguo, caótico.... Es cierto que al segundo día, en cuanto le coges el truco a la dirección de los trenes (Uptown o Dowton) se te hace un poco menos complicado, pero no me acabó de convencer.


Visita nuestro Press Kit y síguenos en:

14 con algo que decir:

M.C. dijo...

Lástima que no pudiérais ver atardecer! Pero aún así las fotos nocturnas también son muy chulas!
Un abrazo

Carfot El Peregrino dijo...

Yo también visité NY con Gerardo el primer día que estuve por allí y me encantó la excursión aparte de como bien dices que te sirve para orientarte el resto de la estancia. No sabía que había que detenerse cuando los autobuses sacan la señal de STOP, lo tendré en cuenta para la próxima vez.

Un abrazo !!!

Verónica Deambulando dijo...

M.C., sí, las vistas son increíbles. No podemos quejarnos mucho porque ya vimos atardecer desde Brooklyn y desde el Empire State, pero habría estado bien hacer pleno de atardeceres bonitos :-)

Verónica Deambulando dijo...

Carfot, nosotros nos enteramos sobre la marcha. Llevamos a uno delante un buen rato y cada vez que paraba para dejar niños, los coches que iban detrás y los que venían de frente paraban hasta que recogía la señal de STOP.

Edu y Eri dijo...

Nos encanta el Flatiron Building. Nos recuerda un montón a las primeras pelis de Spiderman! :P

Verónica Deambulando dijo...

Edu y Eri, a mi el Flatiron me rechifla, jaja. Y mira que hay gente que dice que es horrible, pero a mi me encanta!

Fran dijo...

Hice lo mismo que tu ese día y me encantó todo lo que vi. Y es que Nueva York es una pasada. Ya esto y deseando regresar!! Preciosas fotos!! Un abrazo

Verónica Deambulando dijo...

Fran, sí, nosotros también volveríamos hoy mismo :-)

Babyboom dijo...

Genial la excursión de contrastes, también la hicimos con Gerardo pero escogimos un día diluviante y no pudimos hacer muchas fotos de los fraffitis de Bronx que me parecieron increíbles. El metro de NY como bien dices es muy antiguo pero tiene su encanto!!! Un abrazo!!! ;-)

Caliope dijo...

Ays Vero que ultimamente ando liada y vasmuy rápida sacando entrada de NY, jaja, y yo lentísima con Egipto. Pero bueno de hoy no pasabaque ya sabes de mi debilidad por NY. A mí la excursión Contrastes me gustó mucho, aunque nosotros no vimos la maqueta de NY. El Flatiron es uno de mis edificios favoritos también, es precioso! Una pena que no llegarais a ver atardecer, pero aun así merece mucho la pena la subida. El metro de NY es muy sui generis y complicadillo; .por cierto ¿no visteis ratas en los andenes? Había oído hablar de ellas pero la primera vez no las vi, sin embargo la segunda
vez campaban a sus anchas, puajj. Muy chulas las fotos, me voy a la siguiente entrada :-)

Laura Laviña dijo...

hola!!! estamos mirando hacer la misma ruta :)
tengo una duda, en los foros hablan tanto de Gerardo como de Andrew
¿Por qué te decidiste por Gerardo?
no sé cuál escoger :X

Verónica Deambulando con Artabria dijo...

Hola Laura,

Elegimos a Gerardo porque conocíamos a bastante gente que la había hecho con él y teníamos muy buenas referencias. Aunque al final a nuestro grupo le tocó ir con su hijo, siempre íbamos las dos furgos juntas y nos gustó mucho la experiencia.

Escojas a quien escojas, seguro que la excursión no te defrauda ;-)

Laura Laviña dijo...

ok!! gracias por tu rápida respuesta, a ver qué decidimos

Andrew por lo que he leído la haces andando. Con Gerardo paras mucho? o es demasiado en coche?

Gracias otra vez

Verónica Deambulando con Artabria dijo...

La ruta te lleva toda la mañana. Es bastante coche, pero también te aseguras pasar por rincones de la ciudad que de otra manera igual no pasarías. De todas formas, hay bastantes paradas y con toda la información que te van dando durante los trayectos se te pasará rápido el tiempo.