Qué ver en Silleda: Fervenza del Toxa y Monasterio de Carboeiro

Los que nos seguís habitualmente ya sabéis que no pierdo oportunidad de presumir de tierra. Por eso, hoy os hablamos de la Fervenza del río Toxa y del monasterio de Carboeiro. Os vamos a contar qué ver en Silleda

QUÉ VER EN SILLEDA? Fervenza do Toxa

La fervenza o cascada del río Toxa tiene una altura de más de 30 metros. Hay varias rutas de senderismo por la zona, incluso una que une la fervenza con el monasterio de Carboeiro, que fue la otra visita del día.

Pero si no queréis andar, hay dos zonas habilitadas cerca de ella para dejar el coche. Una en la parte alta, en la zona de miradores (42.757434, -8.273370) y otra, en la parte de abajo, con lo que tendrás que andar todavía menos, pero de la que no os puedo dar las coordenadas porque Google Maps no reconoce ese camino. 




Desde los miradores hay una bajada de unos 20 minutos hasta los pies de la fervenza y allí hay también mesas y sillas de piedra para los que queráis comer allí. Cierto es que mucho sitio no hay. Además, encontraréis más información sobre la ruta del Deza.
Una foto publicada por Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el



Una foto publicada por Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el

No sólo es bonita la fervenza en sí, se encuentra en un entorno de gran belleza y la zona está catalogada como Lugar de Importancia Comunitaria debido a su bosque atlántico, muy bien conservado y que cuenta también con especies mediterráneas.


QUÉ VER EN SILLEDA? Monasterio de Carboeiro


Tras comer de maravilla en Silleda, en un local llamado Culler de Pau, nos dirigimos a la segunda visita del día, el Monasterio de Carboeiro. La entrada cuesta entre 0 y 1,00 euro o si es visita guiada entre 2,80 y 4,00 €. Los lunes está cerrado y el horario varía dependiendo de la estación, pero suele ser de 11.00 a 14.30 y de 15.30-16.30 hasta las 18, 19 o 20.30 h. En verano, los fines de semana abre interrumpidamente desde la mañana a la noche.

Una foto publicada por Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


El monasterio de Carboeiro estuvo en ruinas durante mucho tiempo y hoy en día se encuentra bastante rehabilitado. Fue fundado por los monjes benedictinos en el s. X y estuvo habitado hasta la Desamortización de Mendizábal.

Alrededor del monasterio se pueden hacer varias pequeñas rutas, como la botánica o la que nos lleva a la Ponte do Demo (puente del demonio). Si queréis hacer la Ruta do Deza hay dos variantes, una de 10,2 km y unas 4 horas y otra de 9,2 km que os llevará un poquito menos.

El nombre de Ponte do Demo tiene su origen en una leyenda que dice que fue el diablo el que erigió el gran monasterio de Carboeiro a petición del hermano Ramón. A cambio, se llevaría consigo a todos los que muriesen cada domingo.

A nosotros nos gustó tanto la zona que volveremos para hacer alguna ruta de senderismo, pero con estas dos recomendaciones ya podéis ir de turismo por Silleda ;-)



------------
NOTA:
Si la información aquí escrita te ha sido útil y necesitas reservar hotel, te pedimos que lo hagas a través de nuestra cuenta de afiliado de BOOKING. A tí no te supondrá ningún coste adicional y a nosotros nos ayudarás con el mantenimiento de este blog. GRACIAS!!

0 con algo que decir: