10 consejos y datos prácticos para viajar a Grecia

Queremos terminar nuestros artículos sobre nuestro Grecia en una semana, con una serie de consejos y datos prácticos para preparar vuestro viaje basados en nuestra experiencia personal, al igual que os habíamos dado 15 consejos para viajar a Perú u os habíamos contado algunas curiosidades de Berlín.

Antes de nada recordaros que podéis leer otros artículos sobre nuestro viaje a Grecia:




1) Empezamos ya en el aeropuerto. Nosotros volamos desde Coruña a Madrid y llegamos a la terminal 1 de Barajas. El vuelo a Atenas salía de la 4, por lo que tuvimos que dirigirnos a pie a la terminal 2, salir del aeropuerto y coger el transfer gratuito que te lleva a la 4. En total, calculo que nos llevaría unos 20-25 minutos. Tenedlo en cuenta!

Una publicación compartida de Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


2) El medio de transporte para movernos para Grecia fue el coche. Al haber contratado un paquete de vuelos, hoteles y coche de alquiler, el vehículo fue alquilado en Green Motion, de la cual no habíamos oído hablar en la vida. Al ser una compañía de low cost no tienen mostrador en el aeropuerto ni personal fijo en las instalaciones. Igual tienes suerte y al salir de la zona de recogida de equipaje (entre la farmacia y la cafetería) hay un empleado con un cartel en la mano con el nombre la compañía. En nuestro caso no estaba allí a esas horas, por lo que tuvimos que llamar a un móvil para que viniesen a recogernos, ya que su oficina está a unos 10 minutos en coche del aeropuerto de Atenas. Esperadlos en la zona que os decíamos antes y os irán a buscar allí mismo.

3) Habíamos leído algo sobre la forma tan temeraria que tienen de conducir los griegos pero aquí, en petite comité, os diremos que no acabábamos de creérnoslo de todo. No era posible que fuesen tan kamikazes!! Pero sí, lo son y mucho más de lo que os podáis imaginar.

Para empezar, ni respetan las señales de tráfico y mucho menos los pasos de cebra. No penséis que por estar cruzando por el paso de cebra se van a parar. No sólo no se paran, te esquivan, y, además, te pegan el bocinazo padre.

En carretera tampoco respetan los límites de velocidad, ni las líneas continuas, ni los cebreados...y mucho menos el arcén. El arcén allí es utilizado como un carril más. Y más te vale que lo utilices de la misma forma porque si no poco menos que te llevarán por delante. 

Una anécdota surrealista referente a este punto: Vamos conduciendo por una carretera de doble sentido, con un solo carril en cada dirección. Vemos que el coche de atrás viene a gran velocidad, por lo que nos echamos al arcén y se pone a adelantarnos. La sorpresa es cuando ya vamos 2 vehículos en pararelo (recordad, en un solo carril), un tercero se pone a adelantar al que nos estaba adelantando. 

Situación: 3 coches en paralelo en un carretera de un sólo carril y con un coche viniendo hacia nosotros de frente. A-LU-CI-NAN-TE!!

Una publicación compartida de Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


4) Al ir en temporada baja y como ya os dijimos en artículos anteriores, nos encontramos que la mayoría de los museos cerraban a las 15 h. La parte buena, que en temporada baja la entrada normal cuesta la mitad y los estudiantes entran gratis. Nos ahorramos un buen dinerito!!

Una publicación compartida de Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


5) Parece que sólo tenemos en cuenta el tema de las propinas cuando viajamos a Estados Unidos, pero en Grecia también es poco menos que obligatoria. En algunos lugares en los que pagamos con tarjeta, al venirte el camarero con el TPV ya nos señalaba muy cortesmente las distintas propinas que podíamos dejar.

Una publicación compartida de Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


6) La gasolina es más cara que en España. Durante nuestra semana conduciendo por carreteras griegas nos encontramos una gran disparidad de precios, desde 1.44 hasta 1.62, siendo lo más común 1.47 euros. No tendréis problemas en encontrar gasolineras, ya que allí forman parte de supermercados, ferreterías, bares...y cada poca distancia te encuentras con un surtidor. Los precios más caros nos los encontramos, como es de suponer, en las poblaciones pequeñas y más alejadas de otras más grandes.

7) En la mayoría de los restaurantes, nada más sentarte, te ponen agua con hielo. Es gratis y está más o menos buena, por lo que os podéis ahorrar bastante pasta. Yo no soporto el agua clorada por lo que no ahorré ni un céntimo en bebidas.

Para los que siempre os quejáis de lo caro que es el pan en los restaurantes y que os lo ponen sin pedir, aquí no tendréis problemas. En muy pocos restaurantes nos lo pusieron.

Una publicación compartida de Deambulando con Artabria (@deambulando_con_artabria) el


8) La primera visita en Grecia fue la Acrópolis. Al llegar nos sorprendió la cantidad de perros y hasta tortugas que andaban a su libre albedrío por el recinto. No es algo puntual, ocurre en la mayor parte de yacimientos arqueológicos griegos. Estuve leyendo sobre el tema y las dos razones mayoritarias que encontré fue que entienden que si en la antigüedad pululaban sin problemas, ahora no va a ser menos (un tema de superstición, quizás?) y la otra que con la crisis hubo muchas familias que se tuvieron que deshacer de sus perros y son las administraciones públicas las que se hacen cargo de ellos. Aparte de en los yacimientos, también encontréis muchos perros abandonados en la calle, fijaros si llevan una chapa o collar, si lo llevan están controlados por las administraciones: vacunados, desparasitados, castrados y controlados por veterinarios.

9) En Grecia se come muy bien, no tendréis problemas si tenéis alguna intolerancia. Yo, por ejemplo, no me llevo demasiado bien con los lácteos y aunque muchos de sus platos llevan queso, nunca tuve problema para comer.



10) Y para terminar con estos consejos y datos prácticos para viajar a Grecia, os dejamos una serie de palabras y frases que os vendrán bien. Aunque el griego nos puede parecer un tanto complicado son tremendamente agradecidos cuando nos oyen farfullar en su idioma:

Buenos días: kaliméra
Buenas tardes: kalispéra
Buenas noches: kaliníjita
Hola: jérete, yasas
Adiós: antío
Gracias: efjarístó
Queso no, por favor: tirí óji, parakaló
Por favor, de nada: parakaló
No comprendo:  den katalavéno
Habla español: miláte ispaniká
Sí: ne
No: óji
Disculpe: me sinjoríte
Lo siento: lipáme
No importa: den pirási
De acuerdo: símfoni
1 (éna), 2 (dío), 3 (tría), 4 (tésera), 5 (pénde), 6 (éksi), 7 (éptá), 8 (októ), 9 (enéa), 10 (déka)
He reservado una habitación: éko káni krátisi ya éna domátio
Tiene un plano de la ciudad: éjete járti tis pólis
Muy hecho: polí psiméno; poco hecho: lígo psimenó
La cuenta, por favor: logariasmó, parakaló
Llenar el depósito: guemisó to depósito
Gasolina; vensíni
Caro: akirvó, barato: ftinó
Hay un error en la cuenta: ipárji éna lázos ston logariasmó



------------
NOTA:
Si la información aquí escrita te ha sido útil y necesitas reservar hotel, te pedimos que lo hagas a través de nuestra cuenta de afiliado de BOOKING. A tí no te supondrá ningún coste adicional y a nosotros nos ayudarás con el mantenimiento de este blog. GRACIAS!!

5 con algo que decir:

Mari Carmen dijo...

3 coches en un solo carril? Qué miedo me está dando!
Buenos consejos! Los tendremos en cuenta para nuestro viaje! Aunque nosotros viajamos en temporada alta.

Verónica Deambulando con Artabria dijo...

Mari Carmen, al principio pasas miedo. Luego no sé si es que te vuelves también un poco inconsciente y te da la risa

Otra Mirada dijo...

Has explicado todo muy bien. Habrá que tenerlo en cuenta si alguna vez tengo la suerte de viajar hasta allí :)

Rosa Castaño dijo...

Hola Verónica! Espero que os haya gustado Grecia. A nosotros personalmente nos ha encantado en las dos ocasiones en las que estuvimos. Para mí, de Europa, griegos son los que más se asemejan a nosotros y la gente más maja con gran diferencia al resto..(apreciación personal) Amables y grandes conversador es, siempre con voluntad en ayudar a los que la visitan. El caso: me llamó la atención lo que comentas del tema de las propinas, pues no recuerdo ese "atraco"...
Nosotros estuvimos en Atenas, Santorini y Mikonos en el 2012 y en el 2014 en Rodas(de aquella no tenía en blog). Como nos ha encantado, algún día esperamos conocer el interior, así que ya sabemos por dónde guiarnos. Gracias y a seguir escribiendo. Rosa

Rosa Castaño dijo...

Ah! Lo de la conducción es tremenda... Nosotros habíamos alquilado moto en Mikonos y Santorini, sólo nos dieron un casco (y éramos dos) en ambas islas. En la de Santorini, la maletita donde se guarda el casco no cerraba, así que comentamos al del alquiler que temíamos que nos lo robaran. La respuesta: si te lo roban, tú robas otro... "you are on holidays, don't worry, enjoy.." Allí muy común tres en una moto sin cascooter y conduciendola con un frappe en la mano...